Células madre: científicos buscan democratizar su uso

Universidad Nacional de San Martín - Instituto de Investigaciones Biotecnológicas

11 de Marzo de 2013 | 7 ′ 50 ′′


Células madre: científicos buscan democratizar su uso


Un equipo multidisciplinario de investigadores trabaja para acercar a las personas la posibilidad de utilizar en terapias las células madre de cordón umbilical. Este tipo de células sólo puede obtenerse tras el parto y se extrae una cantidad reducida, es por esto que las creación de las condiciones para su multiplicación in vitro es uno de los aspectos que aborda el trabajo de los investigadores.

“Nuestro objetivo es la democratización del uso de la sangre del cordón umbilical de los progenitores hematopoyéticos. Que pueda ser utilizada cada vez más por mayor cantidad de personas, que no se quede en grupos pequeños, sino que llegue, lo más profundamente posible, a todos los actores de la sociedad y cubra todos los grupos étnicos”, explica Ricardo Dewey. “Además buscamos que puedan multiplicarse las células in vitro, para lograr una accesibilidad más amplia, que sirva también para adolescentes y adultos”. Cabe aclarar que los progenitores hematopoyéticos son aquellos responsables del proceso de formación, desarrollo y maduración de los elementos que forman de la sangre.

Los investigadores del IIB – INTECH se proponen detectar los problemas y fisuras en la posibilidad de un mayor acceso para presentarlos y que sean tomados como un aporte científico en los distintos órdenes. Además, tienen un anhelo aún mayor: “Llevar la investigación a la información pública”.

Ricardo Dewey, doctor en Ciencias Naturales y licenciado en Biología, investiga células madre desde hace doce años. Se especializó en terapia génica en Londres y luego, en Alemania, se dedicó a las células madre hematopoyéticas, aquellas que se encuentran en la médula ósea y tienen la capacidad de convertirse en todas las células de la sangre. En la actualidad, dirige el laboratorio de Terapia génica y células madre del Instituto de Investigaciones Biotecnológicas “Dr. Rodolfo A. Ugalde” (UNSAM-CONICET), sede Chascomús, donde con la doctora en Ciencias jurídicas Marisa Miranda y el doctor en Historia Gustavo Vallejo, trabajan por la democratización de la utilización terapéutica de las células madre de cordón umbilical.

Se trata de una investigación basada en la células madre mesenquimales, que están ubicadas en la médula ósea y tienen la capacidad de convertirse en hueso, cartílago y grasa y de sustentar el crecimiento de las células madre hematopoyéticas. Argentina Investiga entrevistó a los científicos, quienes cuentan cómo desarrollan su trabajo y explican la situación actual de la búsqueda de la democratización de células madre.

-¿Qué son y para qué sirven las células madre?
-Ricardo Dewey: Son células del cuerpo que no están especializadas, no cumplen una función. Tienen una doble capacidad, pueden multiplicarse y convertirse en más células madre o, bajo determinadas señales, transformarse en una célula diferenciada con una función específica. Hay varios tipos de células madre: las que están en el embrión y las que tienen los adultos como reservorio, que son las encargadas de mantener al órgano con una función estable. En el corazón, en el cerebro, en el intestino y hasta en la grasa tenemos células madre.

-¿Cuál es la diferencia entre las embrionarias y las adultas?
-RD: Las células madre embrionarias pueden convertirse en todas las células del cuerpo, en cambio, las células madre adultas tienen un potencial más definido: entre éstas, las hematopoyéticas de la médula ósea pueden transformarse en glóbulos blancos, glóbulos rojos y plaquetas. De igual manera, las células madre y progenitores hematopoyéticos que se obtienen del cordón umbilical también corresponden a esta última categoría.

-¿Cuáles de estas células son las más utilizadas en trasplantes?
-RD: En los últimos años hay una tendencia a usar más sangre del cordón umbilical en trasplantes para el tratamiento de enfermedades hematológicas. Esto se debe a que las células madre hematopoyéticas del cordón umbilical son menos diferenciadas que las de la médula ósea. Por ejemplo, para el trasplante tradicional alogénico de médula ósea (trasplante de precursores hematopoyéticos) tiene que haber una compatibilidad de seis moléculas entre donante y receptor para que haya éxito en el injerto. Al utilizar sangre del cordón, la compatibilidad necesaria es de cuatro sobre seis, por lo cual las chances de éxito son más altas. Además, de esta manera más personas tienen la posibilidad de utilizar una misma unidad de sangre de cordón umbilical.

-¿Qué inconvenientes puede presentar la sangre del cordón umbilical?
-RD: El problema es que esta sangre sólo puede obtenerse en un momento de la vida, tras el parto. Y se extrae una cantidad restringida: del total de células nucleadas en el cordón umbilical, alrededor del uno por ciento son células madre y progenitores hematopoyéticos. Lo ideal sería contar con métodos apropiados para la multiplicación in vitro de estas últimas.

-¿Cuál es el problema de estos métodos?
-RD: Que estas células no son fáciles de reproducir in vitro, se necesita reconstruir ciertas condiciones para hacerlo; condiciones que aún no se sabe completamente cuáles son. Por eso, con este proyecto intentamos identificar, mediante modificación genética de células de soporte, las condiciones apropiadas para que se produzcan más factores de crecimiento y así se ayude a multiplicar las células del cordón umbilical.

-Luego del parto las células se guardan en bancos de sangre de cordón umbilical: ¿cómo funcionan los públicos?
-Gustavo Vallejo: Los bancos públicos no tienen fines de lucro y son gratuitos para cualquier persona que lo necesite. El donante no tiene el control sobre su sangre sino que pone a disposición su muestra para que pueda ser utilizada por cualquier persona en cualquier lugar. Si la compatibilidad de un paciente está en sangre almacenada en Alemania, desde allí la envían, ya que funcionan en red. El problema, en un caso así, está en el costo de traslado; al igual que lo es la dificultad de obtener muestras de determinados grupos étnicos, como los tobas o los mapuches.

-¿Y los bancos privados?
RD- Los bancos privados sí tienen fines de lucro. Pero lo que no explican que la muestra no sirve ni para el adolescente ni para el adulto: para tratar a un adulto es necesaria la interacción con el banco público, que puede ofrecer otra muestra para poder unirla y tratar a una persona más grande.

GV-El trasfondo de esta situación tiene que ver con una mirada social que trasciende este caso y que ubica a lo público y a lo privado en la misma disyuntiva que se instala en otros órdenes de la vida. Pero acá salta a la luz una paradoja curiosa: los bancos privados se presentan como eficientes y los custodios de la vida de tu hijo, pero el uso autológico -iniciativa propia del donante- sirve por poco tiempo y para pocas enfermedades. Guardar la sangre propia va en contra de la posibilidad de resolver mayores problemas: al tener mayor cantidad de muestras, el banco público, en cambio, puede tener mayor posibilidad de respuesta.

-¿Cómo es la situación legal en la Argentina?
Marisa Miranda- No existe una ley específica, sólo resoluciones del Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante, entonces se aplica por similitud la ley de Sangre y la de Trasplante. Estamos tratando de analizar críticamente la legislación de países como Alemania, España y los Estados Unidos para ver qué puede ser útil dentro de nuestro esquema institucional.

Daniela Barrera
Dolores Caviglia


Investigación con células madre: recalculando

Investigación con células madre: recalculando

Argentina Investiga conversó con dos filósofas que debaten sobre el rol ético de la ciencia en la investigación con células madre. Sobre esta temática presentaron una ponencia en el IV Congreso Iberoamericano de Filosofía de la Ciencia y de la Técnica en Salamanca. Soslayan motivos epistemológicos y vinculados a los derechos humanos; proponen desnaturalizar valores que hoy parecen incuestionables, e invitan a que estos temas formen parte de un debate público más amplio.

El molde para fabricar proteínas

El molde para fabricar proteínas

Para que una célula pueda producir una proteína debe entrar en acción una compleja maquinaria, encargada de poner a punto la molécula de ARN mensajero, que opera como molde. Ahora, una investigación describe por primera vez cómo las proteínas involucradas en esa puesta a punto, al ser modificadas por otras moléculas, influye en la eficiencia con que se realiza el proceso.

Biotecnología, la disciplina que promete mejorar la calidad de vida

Biotecnología, la disciplina que promete mejorar la calidad de vida

En la actualidad, se aplica a la regeneración de tejidos en animales para tratar genes alterados y diseñar fármacos más eficaces. Con los avances de este conocimiento se espera tratar otras dolencias como diabetes, artritis y cáncer. Desde el CIBA buscan encontrar mecanismos de progresión de tumores.

Extractos de lisianthus para combatir hongos del durazno

Extractos de lisianthus para combatir hongos del durazno

Investigadores de Esperanza utilizan un destilado de flores azules de Eustoma grandiflorum. Se trata de una flor de gran importancia económica por su uso en ornamentación, pero los especialistas estiman que puede tener valor agregado por su actividad biológica contra un hongo que es patógeno de frutas y puede ser una alternativa a los antifúngicos de síntesis química.

Técnica “in vitro” para estudiar células de cáncer renal

Técnica “in vitro” para estudiar células de cáncer renal

Una investigación optimizó un modelo “in vitro” para el cultivo primario de células de Carcinoma Renal de Células Claras, a partir de muestras humanas obtenidas de cirugía. La técnica ajustada tiene relevancia para numerosas aplicaciones en el estudio de uno de los más frecuentes tumores malignos en el riñón adulto.

Una tucumana desarrolla células para la investigación científica

Una tucumana desarrolla células para la investigación científica

La doctora Clarisa Salado montó una empresa biotecnológica en España, que modifica genéticamente células, para que se prueben nuevos medicamentos. En especial, su producción se orienta a enfermedades como el Parkinson y el Alzheimer. En entrevista con Argentina Investiga, la científica habló de la especificidad de su trabajo. “Mediante el uso de células, mimetizamos enfermedades para que la industria farmacéutica las utilice y pueda descubrir nuevas terapias” indicó.

Dirección Nacional de Desarrollo Universitario y Voluntariado

Canal de videos 103

Palabras Claves