Investigan la muerte de tres mil peces en Río Cuarto

Universidad Nacional de Río Cuarto - Facultad de Agronomía y Veterinaria

27 de Abril de 2009 |


Investigan la muerte de tres mil peces en Río Cuarto


Un estudio de la UNRC reveló la contaminación presente en el lago urbano Villa Dálcar de Río Cuarto, que provocó la mortandad de varias especies acuáticas. En el fondo se observó una alta cantidad de materia orgánica en descomposición. El lago tiene una gran abundancia de peces y la importancia que tiene como ecosistema y lugar de recreación justifica la realización de acciones que tiendan a la conservación del recurso y a evitar nuevos episodios de mortandades. Los investigadores afirmaron que los peces murieron en 48 horas.

El doctor en Ciencias Biológicas Miguel Manzini de la facultad de Agronomía y Veterinaria dio a conocer el informe del estudio y consideraciones ecológicas sobre la mortandad de peces de varias especies en este lago cordobés. Se capturaron peces vivos y moribundos para estudiarlos y se midieron las variables básicas de la calidad del agua in situ en siete sitios del lago. “Pocos ejemplares exhibían alteraciones en la locomoción y signos de letargia”, indicó Manzini a InfoUniversidades.

Las especies que mayor mortandad registraron fueron las mojarras y mojarritas. Con una incidencia intermedia se ubicaron los dientudos y luego, en menor número de casos, tachuelas, bagres, carpas herbívoras, carpas comunes, chanchitas, palometas y madrecitas. Los estudios parasitológicos y micológicos arrojaron resultados negativos.

Durante la inspección y necropsia, los peces no exhibían signos de enfermedades bacterianas y su condición corporal era normal. Respecto de la calidad del agua, Mancini señala en su informe: “Los valores de pH fueron elevados, mientras que el oxígeno del fondo presentó baja concentración, pero ambas variables se ubicaron dentro de los límites de este tipo de ambiente acuático. La temperatura media fue de 27,8 ºC”.

“Se estudiaron el agua y los peces. Del agua analicé in situ variables básicas de calidad: ph, oxígeno, temperatura, transparencia del agua, que da un indicador de la cantidad de algas presentes. Colectamos peces vivos y moribundos y los analizamos para ver si había lesiones, parásitos, agentes micóticos u hongos y no encontramos nada de eso. En el agua el oxígeno del fondo estaba algo bajo y el ph elevado, lo que es característico de ese tipo de ambientes. No fueron la causa de la mortandad ni las bacterias, ni los parásitos, ni el oxígeno del agua. Fue la presencia de elementos tóxicos” explicó Manzini y comentó que el fenómeno responde a un cuadro agudo de presencia de tóxicos.

La mortandad se consideró aguda porque se produjo en menos de 48 horas. “Anteriormente, las causas de muerte habían sido la calidad del agua asociada a la presencia de agentes parasitarios. Por esos factores, las muertes son paulatinas, no abruptas como en este caso. Por el tipo de cuadro, se deduce la presencia de tóxicos”, afirmó.

Los peces chicos fueron los más afectados porque para matar a los de mayor porte hubiera hecho falta una alta cantidad de tóxicos, ya que los peces que hay en el lago pertenecen a familias muy rústicas. De los más pequeños hay una mayor abundancia y por lo tanto mayor probabilidad. El docente explicó: “Los riesgos son mayores en verano. Los cuadros se potencian por acción de la temperatura, que conlleva una serie de mecanismos ligados con el oxígeno disuelto, entre otros. Los fertilizantes en condiciones de ph muy alto y temperaturas extremas pueden producir mortandad. Los más tóxicos son los pesticidas y los metales pesados”.

Las conclusiones

A modo de conclusión, el investigador afirma: “El lago Villa Dálcar es por sus características único en su tipo en la ciudad de Río Cuarto. Cumple varias funciones y es visitado por miles de personas durante todo el año con fines de esparcimiento y pesca. De acuerdo con estudios previos realizados en la UNRC, es el hábitat de más de 14 especies de peces, muchas de las que, luego de ser capturadas, se destinan a consumo humano. En este lago se observó en los últimos años una falta de mantenimiento e importantes signos de deterioro ambiental, principalmente contaminación paisajística. Existen antecedentes documentados de presencia de plantas que invadían más del 60 por ciento de la superficie del lago, debido al vertido de desechos pecuarios ‘crudos’. En la actualidad, el ambiente presenta (al igual que a lo largo de su historia, antes y luego de que se duplicara su superficie), un elevado estado trófico”.

En el lugar hay un conflicto por el uso del agua, que se incrementa en verano. Esta situación desencadena en una importante disminución del volumen hídrico, que afecta a la calidad e implica un serio riesgo para sus comunidades. “A pesar de ello, en los últimos 5 años, el ecosistema ‘amortiguó’ precisamente con los cambios de estado (período de aguas claras y aguas turbias) diferentes momentos de sequía, lluvias abundantes y temperaturas extremas, demostrando el gran dinamismo que posee el ambiente. La riqueza actual de peces, la elevada densidad que presentan muchas especies y el extraordinario crecimiento que alcanzaron algunas de ellas, corrobora esta situación. Sin embargo, conviene recordar que se registraron en los últimos 18 meses otras dos mortandades puntuales y de menor magnitud. Esto permite suponer el ingreso de distintos elementos polucionantes, más allá del uso de fertilizantes o abonos”, prosiguió en el informe Mancini.

La causa de la mortandad no fue la falta de oxígeno y a diferencia de otras mortandades estudiadas en el lugar, este caso no fue originado por agentes biológicos. Sí se observa una alta cantidad de materia orgánica en descomposición a nivel del fondo del lago.
Las características observadas coinciden con cuadros producidos por sustancias tóxicas presentes en el agua, que son de difícil determinación. Para ello se aguardan los resultados de los análisis complementarios de agua que realizó la Agencia Córdoba Ambiente.

Alberto Ferreyra
prensa@rec.unrc.edu.ar
Deolinda Abate Daga
Departamento de Prensa y Difusión


Un fotodesinfectante en productos frutihortícolas para reemplazar a los agrotóxicos

Un fotodesinfectante en productos frutihortícolas para reemplazar a los agrotóxicos

Investigadores desarrollaron un fotodesinfectante para productos frutihortícolas. El producto está en tratativas para salir al mercado. Lo que permite hacer este compuesto es alargar la vida de frutas y verduras desde que se produce la cosecha hasta que llega a la góndola.

Combatir malezas con conciencia ecológica

Combatir malezas con conciencia ecológica

Investigadores de la Facultad de Ciencias Agrarias de la Universidad Nacional de Lomas de Zamora indagan la manera de combatir el cardo de castilla desde la ‘ecología de malezas’. “Esta técnica se trata de diseñar y planificar herramientas de control de plagas que incluyan productos químicos, pero no como único método, son alternativas más amigables con el medio ambiente”, indica Roberto Huarte, director del proyecto.

Con técnica innovadora analizan sedimentos del lecho de un río

Con técnica innovadora analizan sedimentos del lecho de un río

Mediante la observación en un Microscopio Electrónico de Barrido de muestras de sedimentos del lecho de un río, investigadores del Centro de Ecología Aplicada del Litoral (UNNE-Conicet) estudiaron en detalle cómo se comportan los sedimentos más finos, lo cual es importante para prever cómo será el transporte de dichos agregados en el sistema fluvial.

Camas biológicas: una alternativa eficaz para reducir la contaminación

Camas biológicas: una alternativa eficaz para reducir la contaminación

Ensayan una tecnología capaz de degradar agroquímicos utilizando el propio suelo y materiales de desecho. Permite tratar altas concentraciones, por lo que los investigadores apuntan a su uso en las operaciones de carga de pulverizadores.

Virus para controlar la bacteria Escherichia coli

Virus para controlar la bacteria Escherichia coli

Estudian el uso de virus bacteriófagos para prevenir el desarrollo de la bacteria Escherichia coli en los alimentos.

Según un relevamiento local el 70% de las ensaladas que se venden están contaminadas

Según un relevamiento local el 70% de las ensaladas que se venden están contaminadas

Profesionales detectaron una notable e inquietante contaminación en los vegetales procesados crudos que se venden en comercios de la ciudad de Río Cuarto. En 60 muestras, más de la mitad contenían coliformes fecales en proporciones significativas. También encontraron Escherichia coli. Son evidencias de una higiene deficiente en la cadena de producción.

Canal de videos 103