Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco - Facultad de Ingeniería - Sede Trelew

28 de Septiembre de 2009 |


La UNPSJB mide el ozono y los aerosoles en la atmósfera



En su sede de Trelew, el departamento de Física monitorea la capa de ozono y utiliza instrumentos provistos por la NASA para detectar los niveles de aerosoles en la atmósfera. La información, resultado de las mediciones, es compartida con la agencia norteamericana y con las 300 estaciones de este tipo que existen alrededor del mundo y forman la red “Aeronet”. Los investigadores buscan confirmar el vínculo entre las enfermedades de la piel, como el melanoma -uno de los causantes del cáncer de piel- y los rayos ultravioletas, para que se elaboren planes orientados a la detección precoz y la prevención de estas patologías.

El proyecto ya lleva 12 años de actividad y además de permitir la medición de la radiación ultravioleta, monitorea los cambios en los niveles de ozono en la estratósfera, cuya variación podría tener efectos en la salud de las personas. En total “tenemos cinco instrumentos ubicados en el techo del edificio de aulas de la Universidad, que toman medidas de diferentes parámetros de la atmósfera”, dijo a InfoUniversidades el ingeniero Alejandro Rosales, que integra el equipo de investigación bajo la dirección del doctor Jorge Tocho, investigador del Centro de Investigaciones Ópticas (CIOp) y profesor de la Universidad Nacional de La Plata. conocer la cantidad y tipo de lesiones en la piel, como por ejemplo los melanomas -un tumor cutáneo que es una de las causas del cáncer de piel-

“En estos momentos -explicó Rosales- estamos trabajando con datos del ministerio de Salud de la provincia del Chubut para conocer la cantidad y tipo de lesiones en la piel, como por ejemplo los melanomas -un tumor cutáneo que es una de las causas del cáncer de piel-, y correlacionarlos con nuestros datos para así obtener conclusiones acerca de la interacción entre estas lesiones y la excesiva exposición al sol”.

El departamento de Física cuenta con un medidor de aerosoles atmosféricos. Este instrumento fue provisto por la NASA y posibilita evaluar el comportamiento de la atmósfera midiendo la concentración de esos componentes.

La información obtenida de las mediciones es enviada a la NASA vía satélite y los profesionales acceden a los datos vía internet. Así actualizan las mediciones junto con las 300 estaciones de ese tipo que existen alrededor del mundo y forman la red llamada “Aeronet”. En Argentina existe una red de cuatro estaciones similares que comparten información sobre todas estas mediciones, permitiendo de este modo “monitorear tanto el comportamiento del agujero de ozono como el calentamiento global”, comentó Rosales.

Otro importante indicador del cambio climático son las tormentas eléctricas, que se evidencian por el aumento en la producción del dióxido de nitrógeno. Este gas se mide a través de una fibra óptica, un monocromador y una cámara CCD, que toman datos de la radiación cenital, esto es, la medición vertical registrada al mediodía, al alba y en el ocaso.

Instrumentos de medición de UV y estación meteorológica

Los investigadores disponen de una estación meteorológica y dos medidores de radiación ultravioleta para evaluar el agujero de ozono. Uno de estos medidores fue modificado por los propios integrantes del departamento a fin de obtener información de la radiación solar global total y de la radiación difusa que produce la atmósfera, a efectos de calcular la radiación directa que es la que envía efectivamente el sol.

La medición del ozono se realiza desde la Tierra hacia la atmósfera, aunque ésta no es la única opción ya que también pueden obtenerse datos a través de la medición satelital y, en otros casos, mediante globos aerostáticos que envían información a la Tierra vía radio. Los especialistas utilizan los datos de radiación directa y un algoritmo relativamente simple para calcular el contenido del ozono.

Por su parte, una vez por minuto la estación meteorológica informa acerca de los niveles de presión, temperatura, humedad, y lluvia, información que puede evaluarse y ser correlacionada con los demás datos atmosféricos. La municipalidad de Trelew recurre a estos informes para tomar los recaudos correspondientes, ya que es una ciudad que presenta precipitaciones que llegan a niveles elevados en contados minutos -lluvias torrenciales-, aun manteniendo un valor bajo acumulado anual.

La idea es continuar con el estudio de la influencia de los rayos ultravioletas en los seres humanos que se inició en el año 1996, ya que de confirmarse la relación entre las enfermedades neoplásicas y pre-neoplásicas de la piel y los rayos ultravioletas, podrán elaborarse estrategias orientadas a la prevención y detección precoz de estas patologías. Los efectos biológicos de los rayos ultravioletas dependen de la intensidad y la duración de la exposición, así como de la capacidad de absorción de la piel en función de la cantidad de pigmento que ésta tenga.


Norma Escalante


Los gases del tránsito vehicular son el principal contaminante del aire en la ciudad de Córdoba

Mediciones efectuadas por investigadores identificaron valores de dióxido de nitrógeno (NO2) por encima de los límites máximos recomendados internacionalmente. La topografía de la ciudad tampoco ayuda: Córdoba se ubica en una depresión, por lo cual la circulación y remoción del aire es mucho más lenta.

Receptor a Histamina H4 como posible marcador pronóstico en la evolución de enfermedades oncológicas

Docentes investigadores de la Facultad de Ciencias Naturales y Ciencias de la Salud, en colaboración con profesionales de BIOMED -UCA-CONICET, estudiaron el receptor A Histamina H4 como posible marcador pronóstico en la evolución de enfermedades oncológicas como el melanoma.

Estudio sobre las practicas preventivas de cancer de piel

Estudio sobre las practicas preventivas de cancer de piel

Un equipo interdisciplinario de la Facultad de Ciencias Médicas de la UNR hizo un relevamiento de prácticas de prevención de cáncer de piel teniendo en cuenta los conocimientos, percepciones y actitudes de la población.

Identifican una de las causas del avance del melanoma

Identifican una de las causas del avance del melanoma

Un científico de la UNT integra la investigación que, si bien se encuentra en etapa inicial, podría ayudar en el futuro al diseño de nuevas terapias. También estudia los vínculos entre esta enfermedad y el Parkinson.

Cómo se recupera la capa de ozono

Cada año la primavera desnuda el agujero de ozono. A través de las imágenes satelitales se ve una mancha violeta sobre la Antártida, que luego se esparce sobre Argentina y Chile mientras llega el verano. Aunque los pronósticos son optimistas respecto a la recuperación de la capa, el proceso llevará unos ochenta años. Hasta que eso suceda, los investigadores monitorean la pérdida de ozono y su principal consecuencia: la llegada de la radiación solar ultravioleta a la Tierra.

Exposición al sol: alertan por las enfermedades de la piel

Una dermatóloga advierte que en esta época aumenta la intensidad de las radiaciones solares. Mientras crecen los casos de tumores cutáneos, es necesario prevenir el daño solar crónico acumulativo. La especialista hace hincapié en la protección de los niños, dado que las quemaduras solares antes de los 18 años son las más nocivas porque se relacionan con los melanomas posteriores.

Canal de videos 104