Primer estudio sobre vapor de agua en la Patagonia

Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco - Facultad de Ciencias Naturales - Sede Comodoro Rivadavia

30 de Enero de 2012 | 4 ′ 24 ′′


Primer estudio sobre vapor de agua en la Patagonia


Un equipo de investigadores lleva adelante el primer estudio en la Patagonia sobre flujos de vapor de agua a nivel de los ecosistemas. Este tipo de análisis se vincula de manera directa con las problemáticas de desertificación a nivel local y regional, y con la preocupación creciente por entender el destino de la Patagonia en el contexto de las extensivas actividades antrópicas y de los cambios climáticos globales.

Para comprender la evolución de la región patagónica en el contexto de los cambios climáticos globales, los investigadores Sandra Bucci y Fabián Scholz estudian los flujos de vapor de agua a nivel de ecosistema. “No se cuenta con información de esta clase de estudios en nuestro país y será el primero en la Patagonia”, señalaron a InfoUniversidades los investigadores, quienes se incorporaron a la Universidad de la Patagonia hace tres años, luego de una experiencia científica de diez años en Brasil.

“Este trabajo -dijeron- es similar al que realizamos en las sabanas del centro de Brasil; se lleva adelante con el uso de torres de micro-meteorología donde, a partir de un sofisticado equipamiento instalado en el campo, es posible determinar los flujos de agua de una comunidad o ecosistema”.

Mediante estos sistemas los científicos pueden conocer no sólo las entradas de agua, lo cual puede ser determinado con pluviómetros y sensores que monitorean la dinámica del agua en el suelo, sino principalmente, el consumo de agua a nivel de ecosistema por transpiración de la vegetación o por la acción del viento y la radiación solar.

“Es una información muy distinta de la que se obtiene al calcular el consumo de agua a nivel de cada planta y luego extrapolarla a nivel de ecosistema, que sería otra alternativa y para lo cual instalamos sensores en los troncos, ramas y raíces de las distintas especies arbustivas y cámaras de intercambio de gases sobre la vegetación herbácea. Esto último es de suma importancia cuando queremos evaluar la necesidad de riego de una plantación o de un cultivo”.

Especies como el duraznillo (Colliguaja integerrima), el calafate (Berberis heterophylla), el molle (Schinus johnstonii) y mata mora (Senecio filaginoides) son algunas de las plantas que investigan de los profesionales. El área de análisis está centrada en la zona de Perito Moreno (Santa Cruz), ya que los equipos deben instalarse en el campo, de manera que queden protegidos del ingreso de personas o animales que puedan dañarlos.

Ciencia pura y aplicada


En los laboratorios de la facultad de Ciencias Naturales, los investigadores dirigen el Grupo de Estudios Biofísicos y Ecofisiológicos que incorporó líneas de investigación de ciencia aplicada. Este grupo indaga en las plantas nativas de la estepa patagónica y los bosques de Nothofagus, a partir del análisis de su arquitectura hidráulica, lo que comprende complejos procesos biofísicos y fisiológicos, y en las estrategias de las plantas nativas para acceder al agua, o los mecanismos que las hacen resistentes a los distintos factores de estrés.

“Hemos detectado -señalaron- que en varias regiones, a dos metros de profundidad hay suficiente disponibilidad de agua para que las plantas, adaptadas a todas las condiciones de estrés reinantes en nuestra región puedan abastecerse a lo largo del año”.

Las especies dominantes de la estepa patagónica fueron clasificadas de acuerdo a sus propiedades hidráulicas, y a las profundidades que alcanzan sus raíces. La clasificación permitió la identificación de un gradiente de características biológicas en cuyo extremo se ubicaron aquellas plantas con sistemas de raíces superficiales y que sólo se alimentan del agua de lluvia. En el otro extremo del gradiente, se colocaron los arbustos con raíces superiores a los dos metros de profundidad a través de las cuales pueden acceder a las capas más profundas del suelo donde el agua es más abundante.

“Estos resultados corresponden a las investigaciones realizadas en determinadas áreas de estudio”, enfatizó Scholz y agregó: “La Patagonia comprende una amplia extensión con variedad de comunidades y, por lo tanto, hay que ser muy cuidadoso al intentar extrapolarlos”.

Daniel Pichl
dpichl@unpata.edu.ar
Norma Escalante
Dirección de prensa


Realizan un estudio genómico de la población de Merluza Negra en el Mar Argentino

Realizan un estudio genómico de la población de Merluza Negra en el Mar Argentino

La Universidad Nacional de Tierra del Fuego (UNTDF), junto al Centro Austral de Investigaciones Científicas de Ushuaia (CADIC-CONICET) y el Instituto Nacional de Investigación y Desarrollo Pesquero (INIDEP) avanza en el desarrollo de una línea de investigación tendiente a analizar la variabilidad genética de las poblaciones de la especie austral que se registran en el mar argentino, con el fin de evaluar la sustentabilidad del recurso.

Cómo afectan la agricultura y el cambio climático a arañas e insectos

Cómo afectan la agricultura y el cambio climático a arañas e insectos

Por primera vez se estudió la biodiversidad de los artrópodos en un viñedo, ya que su presencia es un indicador de la situación de un ecosistema. El objetivo fue, además de analizar la riqueza y abundancia de los artrópodos; evaluar cómo les impacta la sumatoria de prácticas agrícolas propias de la vitivinicultura.

Bacterias vs. plaguicidas

Bacterias vs. plaguicidas

Con el propósito de recuperar los suelos utilizados para explotación hortícola, de uso intensivo y contaminados con distintas mezclas de plaguicidas y derivados de hidrocarburos, investigadores analizan qué bacterias autóctonas pueden ser utilizadas para el desarrollo de biofertilizantes.

Resultados positivos sobre la variabilidad genética de la fauna santafesina

Resultados positivos sobre la variabilidad genética de la fauna santafesina

Las primeras conclusiones de investigadores santafesinos indican que existe alta variabilidad genética, acompañando el aumento en tamaño de las poblaciones del yacaré overo y la rana chaqueña, dos especies que habitan la provincia de Santa Fe.

Cómo se recupera la capa de ozono

Cómo se recupera la capa de ozono

Cada año la primavera desnuda el agujero de ozono. A través de las imágenes satelitales se ve una mancha violeta sobre la Antártida, que luego se esparce sobre Argentina y Chile mientras llega el verano. Aunque los pronósticos son optimistas respecto a la recuperación de la capa, el proceso llevará unos ochenta años. Hasta que eso suceda, los investigadores monitorean la pérdida de ozono y su principal consecuencia: la llegada de la radiación solar ultravioleta a la Tierra.

Monitorean el movimiento de la tierra desde el observatorio más austral del mundo

Monitorean el movimiento de la tierra desde el observatorio más austral del mundo

A casi 3 mil kilómetros de la ciudad de La Plata, en el extremo sur del continente, científicos de la Universidad Nacional de La Plata se encargan de monitorear la rotación de la Tierra y el movimiento de los polos. Lo hacen desde la Estación Astronómica de Río Grande, en Tierra del Fuego, un complejo fundado en 1979 y cuya ubicación responde a una recomendación explícita de la Unión Astronómica Internacional.

Dirección Nacional de Desarrollo Universitario y Voluntariado

Canal de videos 103

Palabras Claves