Residuos de pesticidas en cítricos

Universidad Nacional del Litoral - Facultad de Ingeniería Química

18 de Abril de 2011 | 4 ′ 8 ′′


Residuos de pesticidas en cítricos


Investigadores simularon las condiciones de cosecha, empaque y transporte a Europa para conocer los niveles de pesticidas presentes en mandarinas Okitsu. Para evitar las enfermedades post cosecha, los productores emplean fungicidas como el carbendazim. Los investigadores comprobaron que las frutas contenían restos de químicos muy por debajo de los máximos permitidos.

Desde que están en el campo argentino hasta que llegan a las góndolas de los supermercados ingleses, las mandarinas recorren un largo camino. En el proceso, se deben aplicar productos que eviten enfermedades post cosecha en la fruta. Sin embargo, los límites establecidos para los residuos de estas aplicaciones se vuelven cada vez más estrictos en el continente europeo. Para analizar las concentraciones del pesticida, investigadores de la Estación Experimental Concordia del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) controlaron los niveles residuales en mandarinas Okitsu. Lograron simular las condiciones de cosecha, empaque y transporte de la fruta y
demostraron ante especialistas de nivel internacional que quedaban ínfimas concentraciones del químico luego de todo el proceso de exportación.

Las enfermedades de post cosecha son una restricción importante que afecta la calidad de las frutas, la vida útil y los valores de mercado. En el caso de los cítricos, varios hongos patógenos son capaces de causar perjuicios. Por eso, los productores aplican fungicidas como el carbendazim.

Simulación

El equipo realizó una simulación de los pasos que lleva adelante el productor cuando cosecha su fruta y la pasa por un empaque. Analizaron el caso de las mandarinas Okitsu, una variedad que abre el mercado y que tiene uno de los mejores precios, según explicó a InfoUniversidades Cecilia Kulczycki Waskowicz, investigadora del INTA que trabajó en conjunto con el laboratorio central de Servicios a Terceros de la Facultad de Ingeniería Química de la UNL.

Este tipo de mandarinas es considerado temprano, pues posee una cáscara verde oscura, pero su pulpa y jugo ya tienen el color y el sabor de una fruta madura, con el contenido de azúcares y acidez adecuados. Al no ser vendible con ese color, se debe someter al desverdizado, un tratamiento en cámaras con etileno que produce la pigmentación de la cáscara, pasando del verde al amarillo naranja. “El consumidor tiene asumido que la mandarina posee colores naranjas, pero esta variedad naturalmente es de color verde”, relató.

El problema es que esa exigencia de desverdizado obliga a los productores a aplicar tecnologías en desmedro de la calidad original de la fruta, al pasarla por la cámara de etileno y darle la pigmentación deseada, las mandarinas tienden a pudrirse con mayor facilidad.

Niveles ínfimos

De acuerdo con Kulczycki Waskowicz, las mandarinas pueden ser tratadas dos veces con el fungicida que controla los hongos post cosecha. La primera, a través de un baño que minimiza la contaminación que puede tener la fruta luego de salir de las plantaciones. La segunda vez, a lo largo de la línea de empaque. “Fuimos controlando las concentraciones presentes y vimos que los residuos se iban degradando hasta llegar a niveles cercanos al límite máximo exigido. La Unión Europea exigía 0,5 ppm y a nosotros nos daba 0,55 ppm a la salida del país”, afirmó.

Para saber si los niveles del residuo bajaban aún más, se simularon las condiciones de embarque. Los viajes en barcos frigoríficos hasta Inglaterra tardan entre 21 y 25 días. “Durante ese tiempo el residuo químico sufre una degradación y llega a destino con 0,34 ppm, según pudimos comprobar”, acotó la especialista. “De esta manera, el equipo pudo demostrar que, a través de todo el recorrido por el que atraviesa la fruta, desde la cosecha, el pasaje por empaque y el transporte a Inglaterra, llegamos muy por debajo de lo que ellos exigían o lo que consideran límites de riesgo”, culminó Kulczycki Waskowicz.

Prensa UNL
prensa@unl.edu.ar
Dirección de Comunicación


Desechos pesqueros para disminuir la contaminación ambiental

Desechos pesqueros para disminuir la contaminación ambiental

Investigadores de la Facultad de Ciencias Exactas proponen utilizar los residuos de crustáceos marinos para generar formulados alimenticios como fuente de proteínas y antioxidantes naturales. Con distintas estrategias biotecnológicas, el proyecto apunta a convertir las 76 mil toneladas de desechos generados por la industria pesquera en productos con valor agregado, y además reducir la contaminación ambiental y visual que producen.

La peligrosa cercanía a los campos fumigados

La peligrosa cercanía a los campos fumigados

Cuanto más cerca de las zonas donde se aplican pesticidas viven o trabajan las personas, mayor es su riego de padecer enfermedades asociadas a intoxicaciones crónicas. Así lo demuestra un estudio realizado en la localidad de Morrison, en el sureste provincial. Entre las afecciones más frecuentes se ubican las de tipo ocular, las cutáneas y los dolores de cabeza. También se detectó una elevada proporción de recién nacidos con bajo peso y de nacimientos antes de término.

Nueva herramienta para calcular el riesgo ecotoxicológico de pesticidas

Nueva herramienta para calcular el riesgo ecotoxicológico de pesticidas

Está disponible online, para que productores, asesores técnicos y decisores políticos puedan estimar el riesgo asociado a la toxicidad de herbicidas, insecticidas y fungicidas, según las dosis aplicadas en un lote agrícola. La base de datos de esta novedosa herramienta, implementada por la cátedra de Cerealicultura, contiene 3.011 productos formulados que representan a 428 principios activos (o combinaciones) diferentes.

Limón: científicos combaten sus enfermedades en forma biológica

Limón: científicos combaten sus enfermedades en forma biológica

Docentes avanzan en el empleo de levaduras capaces de reducir la incidencia del moho de la fruta y la podredumbre del pedúnculo, enfermedades fúngicas que afectan al limón poscosecha. Los investigadores aíslan levaduras de cítricos de plantas de Tucumán para emplearlas como biocontroladores y así evitar el uso de fungicidas.

Agroecología: una alternativa al modelo agrícola extractivista

Agroecología: una alternativa al modelo agrícola extractivista

Como contrapropuesta a la irresponsabilidad del modelo agrícola moderno, en las últimas décadas, surgieron diferentes planteos de agriculturas agroecológicas, también llamadas “escuelas” o “corrientes”, que prescinden del uso de pesticidas y fertilizantes derivados de la industria química, erigiéndose como prácticas no contaminantes y amigables para la naturaleza. Una investigación analiza las alternativas de la agroecología.

Insecticidas de origen vegetal

Insecticidas de origen vegetal

Los insecticidas son sustancias que pueden provocar la muerte de insectos, interferir en el desarrollo y la reproducción o actuar a nivel de los receptores olfatorios, siendo responsables de la atracción o repelencia de éstos. Investigadores de la Universidad Nacional de Santiago del Estero analizan el uso de plantas como fuente de pesticidas más seguros para el medio ambiente y la salud humana que los insecticidas sintéticos.

Dirección Nacional de Desarrollo Universitario y Voluntariado

Canal de videos 103

Palabras Claves