Universidad Nacional del Sur - Departamento de Economía

27 de Mayo de 2013 | 4 ′ 45 ′′


Un siglo de políticas agropecuarias en un solo libro



Investigadoras realizaron un relevamiento de las políticas públicas aplicadas al sector agropecuario y de su impacto en los últimos 100 años. El estudio, que incluye datos acerca de la situación del país y mundial, estima que las políticas nacionales no han surgido de un análisis exhaustivo de la realidad, sino que se vinculan con las exigencias de los grupos políticos y sociales y el impacto en el mercado de la coyuntura internacional.

Un período extenso, que comienza con la primera presidencia de Hipólito Yrigoyen y concluye con el mandato de Cristina Fernández de Kirchner, fue el marco temporal de un estudio que realizaron tres investigadoras del departamento de Economía. Se publicó como libro por la editorial de la Universidad, EdiUNS, y concluye que el sector ha tenido una oscilación en cuanto a su rendimiento dado que no hubo una política de continuidad: cada gobierno le dio la importancia que quiso o que pudo, dado el contexto internacional y nacional.

Según explicaron las magísters Susana Picardi, Lorena Tedesco y la licenciada Stella Maris Settimi, las políticas fueron particulares, según la idea de quien ocupaba la Presidencia, sin continuidad ni un plan a largo plazo. “Se evidencian etapas donde el sector fue considerado motor de la economía y otras donde primó el desarrollo industrial”, señalaron las especialistas a Argentina Investiga.

“Observamos que no seguían un patrón, sino que cada presidente aplicó una idea, sin ser semejante tampoco en el caso de gobernantes pertenecientes al mismo partido. Habitualmente, se consideró al sector desde una perspectiva cortoplacista en busca de resultados inmediatos, que muchas veces no fueron satisfactorios, teniendo en cuenta los tiempos y la planificación que el agro y la ganadería requieren, y la dependencia que tiene el sector respecto de los mercados mundiales”, dijo Tedesco.

La profesional agregó que “es una visión sobre la economía del sector a la que se le adjuntaron datos de la situación del país y mundial para tratar de explicar el porqué de algunas crisis o problemas particulares” y que considera que es una cuestión relevante para que los docentes, estudiantes, investigadores e interesados en el tema puedan acceder de manera rápida a una visión de conjunto, en lugar de buscar bibliografía que suele estar publicada en forma fragmentaria y dedicada a períodos más cortos.

“Elegí el tema porque tenía la percepción de que el sector ganó o perdió participación dado que siempre se lo presentó como una dualidad con la industria y la hipótesis se comprobó”, sostuvo la investigadora. Para el trabajo de investigación hubo que revisar decenas de publicaciones de la época a fin de conocer el alcance de los programas aplicados y tratar de evitar la subjetividad para expresar lo ocurrido sin brindar opiniones.

Las investigadoras realizaron una recopilación de las estrategias aplicadas desde 1916 hasta la actualidad, ordenadas cronológicamente por presidencias y, además, se incluyeron aspectos de la coyuntura internacional y referencias políticas y sociales que ayudaron a comprender algunas de las medidas tomadas.

“Se verificó la hipótesis de que el sector ha tenido una oscilación en cuanto a su rendimiento y que no hubo una política de continuidad. El peronismo, por ejemplo, tomó a la agricultura como la fuente de ingresos para desarrollar al sector industrial, y la intervención en la agricultura y ganadería fue tan grande que hasta se llegó a nacionalizar el comercio de sus productos”, indican. Otros mandatarios, como Frondizi, apuntaron a un desarrollo integral de la industria y lo agropecuario.

Kirchner, por citar otro caso, reconoció la importancia estratégica del sector y elevó la secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación (SAGPyA) al rango de Ministerio, y lanzó el Plan Estratégico Agroalimentario 2020, en el que colaboraron numerosas universidades y centros de investigación, y cuyo objetivo es aumentar la producción y las exportaciones, aprovechando los favorables precios internacionales de los productos del sector.

Las investigadoras explicitaron que las políticas en el país no surgen de un análisis pormenorizado de la realidad, sino que tienen mucho que ver los grupos políticos y sociales que exigen ciertas políticas y la coyuntura internacional, que impacta fuertemente en el mercado.

La idea surgió a raíz del trabajo de tesis de Tedesco, dirigido por Picardi, quien propuso profundizar la investigación y sumar datos históricos, y contó con la colaboración de Settimi, especialista en Historia económica.


Karina Cuchereno


Nanotecnología: científicos desarrollarán productos para las pymes

Investigadores de la Universidad Nacional de Río Cuarto constituirán un “departamento técnico” que tendrá como objetivo el desarrollo de productos de alta tecnología para las pymes. Será a partir de la nanotecnología, que les permitirá a las empresas regionales un salto de calidad en su producción. Las posicionará en mejores condiciones para competir con otras empresas y, eventualmente, abrirse a nuevos mercados del país y del exterior.

Los socios del silencio, el bombardeo a Plaza de Mayo y el golpe militar del ‘55

A más de 61 años del bombardeo a Plaza de Mayo, donde murieron 308 personas y 1.000 resultaron heridas, investigadores de la Universidad de Lanús se interrogaron acerca de cómo sucedieron los hechos, cómo fueron contados y cómo fueron callados. La investigación, que comenzó en 2005 y aún se mantiene, hace eje en pensar las políticas de la memoria sobre el golpe de Estado de 1955.

Tiempo, su utilización por parte de hombres y mujeres

Un estudio comparó los usos del tiempo en las ciudades de Rosario y Buenos Aires a partir de una herramienta que permite la valoración social y económica del trabajo doméstico de reproducción y de voluntariado. De los resultados se desprende, entre otros datos, que las mujeres de la ciudad de Buenos Aires dedican en general más tiempo al trabajo para el mercado, en un promedio de 8 horas, mientras que las de Rosario dedican 7 horas.

Por primera vez Durax tendrá un diseño propio

Durax es una de las marcas de vajilla más populares del país. Irrompible y económico son las dos características principales del producto. La fábrica fue recuperada por sus trabajadores y convertida en cooperativa después de la crisis de 2001. Mediante un proyecto que lleva a cabo la Universidad Nacional de Lanús, Durax, por primera vez, tendrá diseño propio para la vajilla que produce.

Más de cien alimentos argentinos en peligro de extinción

Existen 110 productos alimentarios de diferentes economías regionales que están en vías de desaparición. Integran un catálogo internacional cuyos componentes locales fueron aportados por investigadores de distintas universidades. El arrope de uvas, la pitanga, el licor de yatay y el tomate de monte son sólo algunos de los alimentos que podrían llegar a dejar de producirse debido a las dificultades de las economías regionales para competir en el mercado.

Canal de videos 104

Palabras Claves