Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco - Facultad de Ciencias Naturales - Sede Comodoro Rivadavia

29 de Agosto de 2011 | 4 ′ 52 ′′




Una bacteria patagónica del género Rhodococcus acumula aceites a partir de residuos orgánicos y es capaz de degradar hidrocarburos. Así lo determinó un equipo de investigadores, luego de que en INDEAR, la primera plataforma genómica del país, se descifrara su material genético. La información obtenida permitirá desarrollar métodos de biorremediación de suelos contaminados, además de la producción de biodiesel a gran escala y otros productos de utilidad biotecnológica.

Una investigación en biotecnología permitió descifrar el ADN de una bacteria autóctona que se aisló en la Patagonia y que tiene la capacidad de degradar hidrocarburos contaminantes. La bacteria tiene gran poder de adaptación a la aridez del suelo, al tiempo que es notable su desempeño en la biorremediación de suelos contaminados con hidrocarburos, es decir que su empleo permite restaurar el medio.

“Además de degradar hidrocarburos, la bacteria autóctona ha demostrado muy buena capacidad para acumular grandes cantidades de aceite a partir de algunos residuos orgánicos, como por ejemplo la glicerina, ya que crece muy bien a partir de ella y convierte a este residuo en cantidades significativas de aceites que pueden ser transformados en biocombustibles”, explicó a InfoUniversidades el doctor Héctor Álvarez.

El proyecto genómico de la UNPSJB surge como una iniciativa para obtener información útil del género Rhodococcus y, en particular, de esta bacteria. Toda la información genética del organismo con sus capacidades y limitaciones se encuentra asentada en su material genético (ADN). Descifrarlo permite a los investigadores conocer cuáles son las capacidades que tiene para degradar contaminantes, cómo se puede adaptar al ambiente de la Patagonia, qué mecanismos está usando, cuáles son las rutas metabólicas involucradas en la producción de aceites, de pigmentos y de otros productos de utilidad biotecnológica.

Los resultados contribuyen a comprender los procesos bioquímicos por los que las bacterias producen aceites y a partir de su conocimiento se trabajará en la optimización y desarrollo del proceso de producción de aceites para biodiesel a mayor escala.

Donde se analizó el ADN

Los investigadores extrajeron el material genético del microorganismo que luego enviaron al INDEAR, la primera plataforma genómica de Argentina. El trabajo del INDEAR consistió en aplicar tecnología de avanzada para descifrar toda la secuencia del ADN de este microorganismo, del primero al último nucleótido de su material genético. A partir de esos datos se puede conocer qué tipo de genes la componen, reconstruir su metabolismo y su bioquímica. La información está en una base de datos a disposición de los investigadores del CRIDECIT (Centro Regional de Investigación y Desarrollo Científico Tecnológico).

De qué sirve conocer el ADN

“El ADN tiene toda la información del organismo, es como un manual de instrucciones molecular, el portador de la información para que este microorganismo crezca, se multiplique y sea exitoso en el ambiente en el que vive”, explica el doctor Héctor Álvarez. Cada célula tiene su propio plano para construirse a sí misma y además tiene las herramientas para hacerlo. Ella sola utiliza esa información, la traduce y la pone en funcionamiento.

“Una célula es información en acción”, señala el investigador y agrega: “Lo que nosotros solicitamos al INDEAR es que nos descifre el manual de instrucciones molecular de una bacteria autóctona del género Rhodococcus, con el fin de entender mejor cómo funciona su fisiología y su biología”. Esta información nos permitirá enfocar los estudios experimentales en forma adecuada para desarrollar estrategias de biorremediación de suelos contaminados en la Patagonia y por otro lado, un proceso de producción de biodiesel a partir de residuos orgánicos en el marco de los convenios de I&D establecidos por la UNPSJB, el Conicet, la empresa OIL M&S y el municipio de Comodoro Rivadavia.

¿Qué es el INDEAR?

El INDEAR fue fundado a fines de 2004 como un emprendimiento conjunto de dos compañías argentinas con interés en la biotecnología: Bioceres SA y Biosidus AG. En ese momento, ambas empresas reconocieron la necesidad de contar con plataformas tecnológicas de alto rendimiento como factor crítico en el éxito de los proyectos biotecnológicos. INDEAR fue concebido como respuesta a esta visión y se organizó bajo los criterios de un centro biotecnológico de primera línea a nivel mundial.

Con el apoyo del Conicet, en 2005 comenzó a construirse un complejo de 4.000 metros cuadrados en la ciudad de Rosario. INDEAR constituye una empresa de referencia en el parque tecnológico de la ciudad, junto con diferentes institutos de investigación que albergan a más de 300 investigadores.


Daniel Pichl y Norma Escalante


COVID-19: claves para entender el virus

COVID-19: claves para entender el virus

Ina Sevic, doctora en Virología e investigadora de la UNNOBA, explica cómo funciona el universo viral: cómo mutan, con qué frecuencia lo hacen y los saltos de especie. “Es mejor aprender el comportamiento adecuado para las pandemias de una vez, porque no va a ser el último virus que aparezca”, asegura.

Infecciones gástricas: aportan nuevos datos para su tratamiento

Una de cada dos personas en el mundo sufre infecciones gástricas causadas por la bacteria Helycobacter pylori. Investigadores trabajan en identificar los genotipos prevalentes de esta bacteria en el Centro y Norte santafesinos. Además, analizan su estructura genética para estimar su nivel de virulencia o si ha adquirido resistencia a antibióticos. De esta manera buscan aportar datos que permitan generar una medicina personalizada.

Científica platense revela los secretos de las rocas en busca de petróleo

El estudio del querógeno, una materia orgánica sepultada durante millones de años, permite, a través de la identificación de sus elementos constitutivos, definir si la roca sedimentaria estudiada contiene hidrocarburos.

Investigar para cuidar el ambiente y la salud

Investigar para cuidar el ambiente y la salud

El Instituto de Biotecnología de Misiones (InBioMis) se creó el 12 de junio de 2012, con el objetivo de promover y realizar estudios e investigaciones científicas tecnológicas en el campo de la biotecnología, fortaleciendo la formación de proyectos multidisciplinarios y abordando distintas líneas de investigación.

Descifran el árbol genealógico de los perezosos americanos

Investigadores participaron de un estudio internacional que revela el origen, formación y desarrollo evolutivo de los mamíferos ungulados americanos, estudio publicado en la revista internacional Nature Ecology and Evolution.

Científicos investigan método de nutrición animal natural y de bajo costo gracias a la biotecnología

Busca producir aditivos para alimentación animal. Se diferencia ampliamente de los existentes en el mundo porque emplea la capacidad natural de algunas plantas en lugar de complejos procesos industriales. Aspiran a que sirva también para seres humanos.

Canal de videos 103