Nota

Universidad Nacional del Noroeste de la Provincia de Buenos Aires - Escuela de Tecnología

11 de Agosto de 2014 | 4 ′ 6 ′′

Gas natural: innovadora producción a partir de estiércol de cerdo

Investigadores trabajan en la construcción de un biodigestor para la obtención de gas natural a partir de estiércol de cerdo. El gas será empleado para calefaccionar ambientes del campo experimental de la Universidad, pero la meta de la investigación es generar una fuente de energía confiable para el productor agropecuario que a la vez solucione un problema ambiental como el que representan los desechos de los criaderos.

El objetivo del equipo de investigadores de la Universidad Nacional del Noroeste de la Provincia de Buenos Aires es el desarrollo de un gasógeno con tecnología de punta para generar biogás y abastecer a pequeños productores. Como beneficio extra, este tipo de tecnología permitirá minimizar los efectos contaminantes producidos por los malos olores de los desechos orgánicos de los porcinos.

Jacinto Diab, director del proyecto y profesor de las carreras de Ingeniería mecánica e Ingeniería industrial, contó a Argentina Investiga que docentes, graduados y alumnos de estas carreras trabajan en forma conjunta para desarrollar el biodigestor.

El gasógeno piloto tiene previsto funcionar en el campo experimental de la Universidad, donde se recolectarán los desechos de los animales para calefaccionar los ambientes de ese predio. El profesor de la materia Procesos industriales consideró a la generación de gas como un proceso “simple”: se recolecta el estiércol de cerdo y, luego de un lavado con agua, se lo vuelca en el biodigestor. “Una vez fermentado en el equipo se deriva el gas para su utilización a través de un caño que permite su salida. Ese caño es el encargado de transportar el gas natural al predio”, describió.

“Pretendemos que el equipo diseñado sea una fuente de energía confiable para que el productor la pueda utilizar siempre, y que no sea algo alternativo que sólo funcione por períodos”, dijo Diab y agregó que la colocación de un gasógeno en un campo soluciona además un efecto indeseable: “Por lo general los criaderos con sus desechos originan un problema ambiental severo, en el caso de que sean muy grandes y contengan muchos animales”.

El investigador también especificó cómo será el aparato que apuntan a desarrollar desde la Universidad: “No buscamos crear un gasógeno simple como el que uno puede conseguir eventualmente en el mercado, sino un equipo de alto rendimiento, automático y confiable”.

Calefacción y luz eléctrica

El gas natural es un hidrocarburo conformado por átomos de carbono e hidrógeno. La descomposición de los desechos orgánicos genera, como parte del proceso natural, gas metano, el hidrocarburo más común y simple de utilizar. Uno de sus posibles usos es la calefacción. “A través de la descomposición del estiércol, el gas que se crea es más o menos igual al gas que se utiliza en la cocina”, explicó Diab y puntualizó que el gas producido por el estiércol de cerdo también puede quemarse para producir energía eléctrica: “Se realiza en un generador y es necesario contar con una turbina o un motor de combustión interna”.

Los investigadores apuntarán a la creación de un equipo de alto rendimiento y rentable: “Se busca automaticidad, rapidez y mayor porcentaje en la producción del metano. Lograr el producto y el resultado deseado implica que el proceso de trabajo sea constante”.

Sometido a una temperatura determinada el estiércol del cerdo libera dióxido de carbono y, con cierta falta de oxígeno, genera el metano: “Por eso se requiere de la construcción de un biodigestor tecnológico que aplique cierta presión y temperatura”.

Diab definió al metano que sale del biodigestor como un “gas sucio” que puede ser purificado de manera simple y rápida: “Se lo hace pasar por un filtro de manera sencilla. Generalmente es hecho con hierros, donde oxidan el hierro y lo que queda es el gas purificado”.

Jacinto Diab, a cargo del proyecto

Ana Sagastume
Universidad Nacional del Noroeste de la Provincia de Buenos Aires

Dirección de Comunicación Institucional
comunicacion@unnoba.edu.ar
www.unnoba.edu.ar

Descarque el archivo de audio haciendo click aquí.


NOTAS DESTACADAS
Nanopartículas de óxido para el tratamiento de enfermedades genéticas
Semillas ancestrales en panes más sanos y nutritivos
Investigadores de la UNT producirán harina de batata apta para celíacos
Jóvenes y el cuidado de su salud: las relaciones de micromachismo a revisar
Cómo afectará el cambio climático a las áreas de distribución del quebracho blanco
Una barra de cereal nutritiva con material residual de la elaboración de cerveza
NOVEDADES
Elaborarán barritas proteicas a partir de lactosuero
Un científico rosarino estudia las estrellas de neutrones
La UNR producirá medicamentos pediátricos críticos
Científicos tucumanos realizan diagnósticos por medio de inteligencia artificial
Cuál es la percepción social acerca de la enfermería comunitaria
La Máquina de Desaparecer: una instalación del fotoperiodista Eduardo Longoni
AGENDA
NOTAS RELACIONADAS
NOTAS MÁS LEÍDAS
La producción de biogás y biofertilizantes a partir de desechos agrícolas es una oportunidad para pymes agropecuarias
El sedentarismo, la obesidad y su impacto en los niños
Convierten desechos agroindustriales en suplementos dietarios naturales
“Yateí”, la abeja nativa sin aguijón es una excelente opción para diversificar la producción de miel
SENASA aprobó una innovadora vacuna contra la rabia animal producida por la UNL
NOTAS ACADÉMICAS
El cine y la literatura a la luz de las nuevas tecnologías
Una investigadora de la UNQ en Harvard
Carlos Castro: “El objetivo es alumbrar aquellos espacios en los que creíamos que no era posible la luz"
Ramiro Perrotta, biotecnólogo de la UNQ, participará del proyecto para resucitar al mamut lanudo
Esponja y trapo rejilla ¿aliados en la cocina o reservorio de bacterias?

logo SIU logo CIN logo SPU logo Ministerio de Educación

Argentina Investiga - Todos los derechos reservados