Nota

Universidad Nacional del Sur - Departamento de Economía

08 de Febrero de 2010 |

“La soberanía alimentaria debe ser una prioridad de los Estados”

Especialista de primer nivel en Economía y profesor universitario, el doctor Renato Maluf preside el Consejo Nacional de Seguridad Alimentaria y Nutricional del Brasil. Estuvo en Argentina para la 40º reunión de la Asociación Argentina de Economía Agraria desarrollada en la Universidad Nacional del Sur y dialogó con InfoUniversidades. Maluf hizo hincapié en el valor del aspecto cultural que implica la producción y el consumo de alimentos, donde se juegan formas de la organización social de las comunidades.

El doctor Renarto Maluf, presidente del Consejo Nacional de Seguridad Alimentaria y Nutricional del Brasil.

“El concepto de soberanía alimentaria hace referencia al derecho que tienen los pueblos y las comunidades a decidir soberanamente sobre todo lo que tiene que ver con sus alimentos: cómo quieren producir, qué quieren comer, qué hábitos es importante fomentar. Esto no significa no tener en cuenta lo que ocurre en el resto del mundo, sino que se trata de incentivar a que puedan decidir soberanamente, sin presiones. El sistema alimentario mundial caminó en las últimas décadas en una dirección de integración impulsada por grandes corporaciones que, en muchos casos, puso en riesgo valores culturales locales, hábitos alimentarios, y hasta llegó a comprometer la biodiversidad de los países”, así definió el doctor Renato Maluf su campo de trabajo. El especialista es licenciado en Economía por la Universidad de San Pablo y doctorado en Oxford. Fue uno de los autores del Plan Nacional de Seguridad Alimentaria elaborado en Brasil, a fines de 1990.

Según este contexto, el economista apunta a recuperar el papel del Estado como orientador de las políticas públicas. “Estamos viviendo en Latinoamérica un nuevo período. Después de la hegemonía neoliberal de los ‘90, lo que se ve en casi todos los países es la recuperación de la importancia del papel del Estado como ente planificador. No hablamos más del Estado todopoderoso, como lo hemos visto en el pasado. Tampoco de políticas públicas tecnocráticas, es decir que queden sólo en manos de especialistas, cosa que pasó en otras décadas con resultados poco felices. El imperativo en la actualidad es escuchar a las comunidades. Por ejemplo, en la producción y el consumo de alimentos hay una cuestión cultural, que lleva implícitas formas de organización social de algunas comunidades, y eso hay que valorarlo. Surge la necesidad entonces de que el Estado recupere su rol, ya sea en la regulación de los mercados, en la formulación de políticas públicas, en la orientación en la forma de producir, comercializar y distribuir”.

Maluf es un defensor de la importancia de crear espacios para la participación comunitaria en esas políticas. “En Brasil, estamos trabajando en ese sentido, y está pasando en otros países, donde se ven políticas públicas en las que la sociedad civil tiene un rol fundamental en el diseño y planificación de las propuestas, en el monitoreo e incluso en la misma implementación de los proyectos”, explicó.

A pesar de esta experiencia, reconoce que en los países de la región aún falta avanzar para acortar el camino que separa a los aparatos estatales de las comunidades de base, y remarca la relevancia de que cada uno busque una forma de hacerlo que le brinde resultados. “Los caminos son varios…, no sé si hay un modelo. La experiencia en Brasil ha sido, por un lado, la de fomentar la organización autónoma de los grupos sociales, como asociaciones de agricultores, productores, campesinos, otras ONGs y, por el otro, favorecer el diálogo con el Estado a través de lo que llamamos ‘Consejos de Políticas Públicas’. Son espacios donde están representados la sociedad civil y el gobierno, y que se estructuran en diferentes niveles. Yo estoy involucrado en el Consejo de Seguridad Alimentaria y Nutricional. En estos momentos soy el presidente del Consejo Nacional, pero no designado por el gobierno sino elegido por la sociedad civil. Esto garantiza mayor autonomía de decisión y funcionamiento”.

Existen condiciones propicias para que la distancia se acorte: “Un requisito fundamental para que las cosas cambien es que la sociedad esté capacitada para participar. Hay que hacer un trabajo muy fuerte de difusión y educación que brinde las herramientas necesarias para que eso pase, y que sean capaces de opinar, de sugerir sobre políticas públicas, más allá de su demanda específica. En el caso de los alimentos, esto debe estar muy apoyado por el Estado, porque de él depende la subsistencia de un pueblo”, concluye.

Marcelo C. Tedesco
Universidad Nacional del Sur

Dirección de Prensa y Ceremonial
prensa@uns.edu.ar
www.uns.edu.ar


NOTAS DESTACADAS
Una barra de cereal nutritiva con material residual de la elaboración de cerveza
Cómo afectará el cambio climático a las áreas de distribución del quebracho blanco
Jóvenes y el cuidado de su salud: las relaciones de micromachismo a revisar
Modelos matemáticos: desde lo abstracto hasta su aplicabilidad
Durante la última década crecieron los episodios de consumo excesivo de alcohol en la Argentina
Hacia un uso sustentable de las tierras en la producción agrícola
NOVEDADES
Un científico rosarino estudia las estrellas de neutrones
La UNR producirá medicamentos pediátricos críticos
Científicos tucumanos realizan diagnósticos por medio de inteligencia artificial
Cuál es la percepción social acerca de la enfermería comunitaria
La Máquina de Desaparecer: una instalación del fotoperiodista Eduardo Longoni
La universidad pública apuesta al desarrollo de medicamentos, tratamientos y tecnología médica
AGENDA
NOTAS RELACIONADAS
EcoCiencia
Cuidar el agua es clave

Cuidar el agua es clave

A raíz de la bajante extraordinaria del río Paraná, un equipo de investigadoras de la UNR realizó un informe sobre el consumo responsable de agua en ...

NOTAS MÁS LEÍDAS
La producción de biogás y biofertilizantes a partir de desechos agrícolas es una oportunidad para pymes agropecuarias
Convierten desechos agroindustriales en suplementos dietarios naturales
El sedentarismo, la obesidad y su impacto en los niños
Desarrollan nanopartículas para el tratamiento de enfermedades genéticas
SENASA aprobó una innovadora vacuna contra la rabia animal producida por la UNL
NOTAS ACADÉMICAS
El cine y la literatura a la luz de las nuevas tecnologías
Una investigadora de la UNQ en Harvard
Carlos Castro: “El objetivo es alumbrar aquellos espacios en los que creíamos que no era posible la luz"
Ramiro Perrotta, biotecnólogo de la UNQ, participará del proyecto para resucitar al mamut lanudo
Esponja y trapo rejilla ¿aliados en la cocina o reservorio de bacterias?


logo SIU logo CIN logo SPU logo Ministerio de Educación

Argentina Investiga - Todos los derechos reservados