Universidad Nacional de Luján - Sede Central Luján

02 de Mayo de 2016 | 7 ′ 31 ′′


Batalla de la Vuelta de Obligado, arqueólogos echan luz sobre su historia



Investigadores de la Universidad Nacional de Luján llevan adelante campañas arqueológicas en busca de objetos relacionados a la batalla de la Vuelta de Obligado, enfrentamiento militar entre tropas de la Confederación Argentina y una escuadra anglo-francesa, ocurrido el 20 de noviembre de 1845 y en cuya conmemoración se celebra el Día de la Soberanía. Los investigadores pretenden dilucidar, entre otras, cuestiones como la determinación del punto de una posible “fosa común” o enterramiento colectivo de los caídos.

A orillas del río Paraná, en el Partido de San Pedro, el equipo dirigido por Mariano Ramos, antropólogo especializado en Arqueología, realiza excavaciones en los sitios en los que las tropas al mando del general Lucio Mansilla emplazaron sus cañones y campamentos.

Fragmentos de bombas de hierro, con paredes de una pulgada, que eran del tamaño de una pelota de fútbol y “perdigones” esféricos más pequeños que se dispersaban al estallar el proyectil, hallados en las barrancas, dan cuenta del brutal hostigamiento sufrido durante horas por los combatientes argentinos, de parte de los modernos buques de guerra enemigos que, escoltados por una flota de barcos mercantes, pretendían remontar el Paraná para comerciar con las provincias del Litoral y el Paraguay.

Restos de botellas de ginebra o de cerveza, clavos, “piedras de chispa” y cerámica indígena como criollo europea revelan el modo en que los soldados se aprestaron a la batalla y, en muchos casos, enfrentaron a la muerte: hubo 250‭ ‬caídos del lado argentino, en la tenaz resistencia de las baterías criollas, que contaban con cañones de menor calibre, más antiguos y que lanzaban proyectiles macizos.‬‬

“Quizás el terror de combate se previno mediante la ingesta de bebidas alcohólicas en forma controlada,‭ ‬como ocurría en los conflictos previos a‭ ‬la Primera Guerra Mundial”, comentó Ramos y estimó que los artilleros sobrevivían poco tiempo en su puesto “y quienes los reemplazaban debían tener una alta preparación –como todos ellos–, sabiendo que iban a morir”. ‬‬‬‬

Para el investigador, los sucesos de Obligado forman parte de los “temas prohibidos,‭ ‬o tabú,‭ ‬que tenían versiones distintas a las de la historia oficial, ‬como las represiones de las montoneras provinciales durante el gobierno de Mitre,‭ ‬la Semana Trágica,‭ ‬la masacre de grupos indígenas en Napalpí,‭ ‬los fusilamientos de José León Suárez en‭ ‬1956,‭ ‬la masacre de Trelew en 1972,‭ ‬los desaparecidos...‭ ‬siempre hubo versiones oficiales que deformaban lo ocurrido y la Arqueología tiene la posibilidad de presentar versiones alternativas a esas historias oficiales”.‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬

“Hay diferentes fuentes de información,‭ ‬los historiadores utilizan principalmente los documentos escritos y los arqueólogos trabajamos con el registro material que encontramos,‭ ‬cosas,‭ ‬objetos que nos permiten dar otras versiones”, explicó el arqueólogo a Argentina Investiga y contó que “en mayo de‭ ‬2000‭ ‬hicimos la primera excavación y a partir de ese momento hicimos‭ ‬26‭ ‬campañas”.‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬

“Cada campaña lleva cerca de diez días,‭ ‬en los que compartimos la vida cotidiana,‭ ‬como una familia de hasta‭ ‬30‭ ‬personas. Los hallazgos son nuestro objetivo,‭ ‬pero muchos sitios han sido saqueados,‭ y ‬en este caso también,‭ ‬por coleccionistas,‭ ‬por‭ ‘huaqueros‭’,‭ ‬que se llevaron todo lo que tenía cierto volumen. Esto ocurrió desde casi la finalización de la batalla” explicó Ramos.‭ ‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬

“Lo que hacemos son excavaciones en extensión con‭ ‬superficies considerables,‭ ‬de decenas de metros cuadrados en distintas áreas del sitio,‭ en la zona donde se instalaron los cañones desde agosto hasta noviembre de‭ ‬1845 y en el campamento ‬situado a unos‭ ‬200‭ ‬metros hacia el interior del monte, en el que convivieron no menos de mil soldados. Excavamos con cucharines,‭ ‬espátulas,‭ ‬pinceles,‭ ‬no con palas ni con picos. Lo hacemos ‬muy lentamente. En la actualidad hemos excavado unos 350 metros cuadrados”. ‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬

“Usamos como referencia la información que nos dan los vecinos,‭ ‬que nos han llevado al monte a ver un terraplén hecho a pala,‭ ‬de unos‭ ‬20 metros‭ ‬por‭ ‬5 metros,‭ ‬pero cubierto de vegetación que no permite advertirlo a simple vista”, comentó. Las dos campañas anuales se apoyan también en imágenes satelitales,‭ ‬fotografías aéreas, detectores de metales y electromagnetómetros,‭ ‬que detectan anomalías por debajo de la superficie del suelo.‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬

Los objetos hallados se guardan con una referencia‭ ‬del sitio en que fueron ubicados‭ ‬y son enviados a los laboratorios de la UNLu‭ ‬o a laboratorios externos, como el Grupo de‭ Arqueometalurgia (GAM) de‭ ‬la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Buenos Aires.‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬

Muchos de ellos luego son entregados al Museo de‭ ‬la Batalla de Obligado o, desde ‬2009,‭ al primer Centro de‭ ‬Interpretación Indígena,‭ ‬que dirige la cacica Clara Romero,‭ ‬en San Pedro, ya que se han hallado muchas piezas de cerámica de quienes habitaron ese sitio durante cientos de años. Con Clara y el grupo QOM de San Pedro se realizan muchas actividades, incluso de educación intercultural.‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬

“Los objetos los podés confrontar con los documentos escritos”, puntualizó Ramos y señaló como ejemplo de este contraste el plano de la batalla del almirante inglés,‭ ‬Sulivan,‭ ‬con la ubicación de las baterías y sus restos al desembarcar, los que no coinciden con el registro de las excavaciones”. ‬‬‬‬

“Nuestras excavaciones, desde 2000 hasta‭ ‬2011,‭ ‬en las que dimos con los restos de la segunda batería,‭ ‬no coinciden exactamente con el plano de Sulivan”, indicó el investigador de la UNLu y advirtió: “Encontramos lo que no dicen los documentos”. “Nos apoyamos con firmeza en la información material más que en documentos escritos,‭ ‬que sabemos que no siempre, pero muchas veces, están sesgados por distintos intereses políticos e ideológicos”, afirmó.‬‬‬‬‬‬‬‬

La investigación arqueológica en Obligado “fue la primera realizada en el país sobre un campo de batalla‭ ‬y se transformó en una referencia para otros arqueólogos”, indicó el investigador y detalló que el trabajo se amplió ‬hace cinco años a otros escenarios de la Guerra del Paraná,‭ ‬como El Tonelero en Ramallo y San Lorenzo y Quebracho, en la provincia de Santa Fe.‬‬‬‬

“Vuelta de Obligado se transformó en una escuela de Arqueología de campo‭ ‬para muchos equipos que trabajaron con nosotros y hoy investigan en otros lados,‭ ‬de‭ ‬las universidades de Buenos Aires, de Rosario, de La Plata o del Centro de la Provincia de Buenos Aires”, subrayó el investigador y puntualizó que “tuvimos estudiantes, becarios y pasantes que hoy son profesionales, algunos doctores”.‬‬‬‬‬‬

La investigación arqueológica en Obligado, a 170 años de la batalla, persigue aún objetivos que permitirían echar luz sobre el histórico momento, como determinar el punto de una posible “fosa común” o enterramiento colectivo de los caídos. Para eso existe legislación nacional y provincial que el grupo de investigación considera especialmente.

Los avances en estos estudios darán nuevas certezas acerca de un hecho que es recordado, además, en los billetes de 20 pesos, curiosamente ilustrados con el grabado “Attaque et prise des batteries de Ponto Obligado”, del artista francés Pierre Puvis de Chavannes, una imagen de la escuadra enemiga de la Confederación Argentina.


Adrián Terrizzano


El Paraná presenta su bajante más importante en 50 años

En la Argentina, el Río no registraba estos valores desde la década de 1970. El déficit de precipitaciones en las cuencas brasileñas del río Paraná y del río Iguazú, y la presencia de un “Niño neutro” son factores determinantes. Alteraciones en las cadenas tróficas y en las fases biológicas de la vida que sustenta el río, reducción y desaparición de cauces cercanos, islas que estaban separadas que van a quedar unidas, entre las consecuencias.

Los huertos jesuíticos, un lugar para la ciencia

Dentro de las misiones que los jesuitas fundaron entre los guaraníes en los siglos XVII y XVIII existió un espacio dedicado a las plantas: el huerto. Formaba parte del trazado urbano, estaba ubicado por detrás de los edificios principales, y delimitado por un muro de circunvalación. Su diseño interno comprendía parcelas y andenes de cultivo, estanques y un sistema hidráulico. Un equipo de investigadores hace foco en el huerto jesuítico, un espacio casi olvidado.

Encontraron la evidencia humana más antigua de Argentina

Arqueólogos tucumanos recuperaron dos mechones de pelo y fragmentos óseos de animales extintos. Las muestras son de hace 40.000 años y se descubrieron en Catamarca.

Diseñan ropa para las familias damnificadas de Entre Ríos

Investigadores y estudiantes de la carrera de Diseño de la Fundación UADE desarrollan indumentaria para ayudar a las personas que sufren inundaciones en el partido de Gualeguay, en Entre Ríos. La mayoría de los materiales son reutilizables y se fabrican de manera artesanal y semi-industrial para facilitar su reproducción en estas localidades.

Geotecnologías para disminuir los riesgos por desastres naturales

Un equipo de investigación realizó procesamiento y análisis digital de imágenes de satélite en diferentes bandas y canales para reconocer con facilidad estructuras relacionadas a eventos naturales potencialmente peligrosos.

Evapotranspiración, determinan el uso eficiente del agua de riego en plantaciones de olivo

Investigadores llevaron a cabo un estudio basado en la observación a través de imágenes satelitales y mediciones a campo para determinar la evapotranspiración de la planta de olivo y el uso eficiente de agua de riego en esas plantaciones. Entre los primeros resultados del estudio se advirtió que es poco eficiente el uso del agua de riego en fincas de la zona; y la demanda de agua de este cultivo.

Canal de videos 103