Reality shows, la banalización de lo banal

Universidad Nacional de las Artes - Area Transdepartamental de Críticas de Artes

15 de Agosto de 2011 | 5 ′ 51 ′′


Reality shows, la banalización de lo banal


El advenimiento de los reality-shows produjo un culto de lo banal. En la irrupción de lo cotidiano en el arte durante el siglo XX y en el borramiento de los límites entre medios de comunicación y arte puede rastrearse la génesis del fenómeno. En una conferencia brindada en el IUNA, el reconocido investigador de los medios audiovisuales, François Jost, analizó los posibles vínculos entre la tele-realidad y artistas como Warhol y Duchamp, la redefinición de “lo real” en televisión y el rol de los políticos como “héroes del reality show”.

Según el crítico y filósofo Arthur Danto, cuando en 1917 Marcel Duchamp presentó la obra “Fountain”, al colocar un mingitorio en un museo, inauguró el concepto de lo banal en el arte del siglo XX. Este gesto del ready-made pone en primer plano la transformación de un objeto cotidiano en obra de arte y, con la ruptura de los límites entre medios de comunicación y arte, dicho gesto deriva en lo banal como objeto de culto a partir de la irrupción de los reality-shows.

El gusto por lo banal es el núcleo del trabajo de François Jost, investigador y profesor de la Universidad de París III, quien dio una charla en el Área Transdepartamental de Crítica de Artes del IUNA: “Duchamp fue el primero que intentó, no ya representar lo banal como algunos pintores del siglo XIX, sino presentar un objeto banal en un museo. Luego, Andy Warhol filmó gestos banales, como la película “Sleep”, donde muestra a un hombre durmiendo durante ocho horas, y su novela “A, a novel” no es otra cosa que la grabación de tres días en su estudio The Factory. Además, pensaba realizar un programa de televisión con una cámara situada en la calle por 24 horas. Lo que soñaron artistas como Duchamp o Warhol, lo hizo Gran Hermano”, señala Jost. La irrupción de la tele-realidad en los canales de televisión de todo el mundo se produce a través de acciones que se alejan tanto de las expectativas del público como de la previsibilidad de los espacios artísticos, lo que lleva a la pregunta acerca de cuál es su lugar en la actualidad.

En este sentido, los reality-shows pueden considerarse como la culminación de lo banal en el arte desarrollado en el siglo XX. Lo que vincula a los formatos de estos programas con las propuestas de Warhol en los ‘60 es la idea de una continuidad fílmica que espía la vida cotidiana, pero existe para Jost también una diferencia: en la tele-realidad, las virtudes contestatarias de aquellos gestos artísticos son recuperadas sólo para ser banalizadas.

Al respecto, el investigador explica que “si bien el programa se corresponde perfectamente con las obras de estos autores, las dimensiones contestatarias de esos gestos, sea contra el arte, contra los museos, contra la imaginación romántica, se diluyeron y se transformaron en reivindicaciones de los ciudadanos para figurar en los medios. Es decir que la televisión ha banalizado lo banal”.

Lo banal estuvo en el centro de las actitudes contestatarias propias del gran arte, con el dadaísmo y el arte pop, pero en los años ‘70 se produce un desplazamiento de sus límites con los medios masivos de comunicación. En este contexto surgen la tele-realidad, inicialmente como un formato original pero que, en términos estéticos y epistemológicos, no representa la continuidad de ninguna propuesta artística.

En tanto programas de televisión, los reality-shows “deben ajustarse a normas que los limitan en algún sentido. En Francia, los programas han evolucionado desde sus comienzos hasta ahora. Los productores se dieron cuenta de que si sólo filman la vida hay muchos tiempos muertos por lo que asignaron ‘misiones’ que los candidatos deben cumplir, les dieron órdenes”, dice el profesor Jost. “Prácticamente ya no hay más reality en vivo, y muchos de ellos se convirtieron casi en actuaciones en las que los candidatos reaccionan ante diferentes situaciones. Además, los espectadores saben que existe un guión, por lo que los productores conducen los formatos hacia el juego. Y como los televidentes aspiran a la realidad, creo que van a encontrar otros medios para hacer ver que se conserva la impronta de esa realidad”.

El creciente gusto popular por la introspección pública condujo a que la tele-realidad proporcione a su vez elementos para la construcción de otros géneros televisivos. Según Jost, “al principio, los reality-shows tomaron algunas características de lo que significaba la realidad para el noticiero, es decir lo más real como lo que puede mostrarse, lo que es visible. Es real lo que afirma un testigo, un individuo. Lo visible y lo individual han reemplazado las leyes generales o las estadísticas. Sobre esta concepción se desarrollaron los reality shows. Como contraparte, la información retoma características de los reality shows. En la actualidad es imposible dar cuenta de la realidad sin contar la historia de los personajes que sirven de hilo conductor. Los políticos, en particular, se transformaron en héroes de reality-shows: si no saben contar una historia personal, carecen de carisma para los ciudadanos-telespectadores”.

François Jost es un importante referente contemporáneo en el campo de la investigación sobre los medios audiovisuales. Es director del Centro de Estudios sobre Imagen y Sonido en los Medios (CEISME) y director de la revista “Televisión”, editada en París por el Centro Nacional de la Investigación Científica.

Prosecretaría de Medios y Comunicación
rectorado.difusion@iuna.edu.ar
Betina Bróccoli
Prensa y Difusión


Buscamos mucho más que sólo representar datos

Buscamos mucho más que sólo representar datos

Entrevista a la magíster Carola Dreidemie, directora del Laboratorio de Investigación y Desarrollo en Tecnologías de Visualización, Computación Gráfica y Código Creativo (LVCC-UNRN).

Efimerodramas: entre la performance, la literatura y el arte de acción

Efimerodramas: entre la performance, la literatura y el arte de acción

El proyecto fue seleccionado en el marco de la convocatoria "Cepiabierto 2017", que impulsa la Facultad de Artes, y cuenta con una beca de investigación del Instituto Nacional del Teatro para el bienio 2017/2018. Es una propuesta que revisa las ideas de lo transdisciplinar, ese espacio cruzado por diferentes modos de hacer, de ver y de reflexionar.

Articulando la enseñanza de biología con el arte

Articulando la enseñanza de biología con el arte

Enseñar biología en articulación con el arte es algo que seguramente resultará extraño y poco ortodoxo para cualquiera. La Farm. Gabriela Giornelli, docente e investigadora de la Universidad Juan Agustín Maza de Mendoza, lo experimenta desde hace más de doce ciclos lectivos, y realizó un estudio para evaluar la productividad de este método novedoso y atractivo, analizando si permite al alumno una mejor comprensión de los temas biológicos y si lo motiva en la búsqueda de conocimientos relacionados al arte y la cultura general.

“Es un mito pensar que antes las personas leían mucho más”

“Es un mito pensar que antes las personas leían mucho más”

Margarita Pierini, docente e investigadora literaria desde hace 22 años, recorre en esta entrevista diferentes problemáticas que aborda su especialidad. Descarta la dicotomía entre forma y contenido y aporta ejemplos como los de Rodolfo Walsh y Haroldo Conti, “que han escrito textos con contenidos muy importantes para nuestra historia y son dueños de plumas fantásticas”. También sostiene que un texto mal escrito es aquel que “subestima al lector” y advierte que es “una actitud que ni siquiera los más pequeños la soportan”.

Lenguaje cinematográfico, la realidad y el presente bajo la óptica del cine

Lenguaje cinematográfico, la realidad y el presente bajo la óptica del cine

Un grupo de investigadores de la Universidad Nacional de La Matanza analizó, a partir de la obra de los reconocidos directores Pablo Trapero, Lucrecia Martel y la dupla Cohn-Duprat, la forma en que el séptimo arte piensa y representa los cambios socioculturales de los últimos años.

Arte y experiencia

Arte y experiencia

Un proyecto de investigación trabaja la vinculación de la práctica docente con la experiencia del profesional y la necesidad de actualización continua. El análisis de las prácticas cotidianas en el ámbito académico inserto en el contexto educativo es uno de los objetivos del trabajo que apunta a comprender cómo se articulan la práctica artística y la práctica docente.

Canal de videos 103