“Una de cada cuatro personas tiene o tendrá problemas de salud mental”

Universidad Nacional del Sur - Rectorado

06 de Mayo de 2019 | 5 ′ 2 ′′


“Una de cada cuatro personas tiene o tendrá problemas de salud mental”


Así lo afirma la psicóloga argentina Dévora Kestel, recientemente nombrada directora del Departamento de Salud Mental y Abuso de Sustancias de la Organización Mundial de la Salud (OMS), entrevistada por Argentina Investiga durante una charla en la Universidad Nacional del Sur.

“Una de cada cuatro personas tuvo, tiene o tendrá algún problema de salud mental o por uso de sustancias en su vida. Es cada vez más alto el porcentaje de estos trastornos, tanto en países desarrollados como en aquellos con más dificultades”, comenzó diciendo la especialista, que nació en Médanos y creció en Bahía Blanca, obtuvo una maestría en La Plata y otra en Londres y tiene más de veinticinco años de experiencia internacional en Europa, el Caribe y América Latina, implementando y asesorando a los gobiernos sobre políticas nacionales relacionadas con los sistemas de salud mental.
“La presencia de esta problemática es muy amplia; de todas las enfermedades, las relacionadas con la salud mental lamentablemente ha ido ganando terreno”, acotó.

Entre las dificultades para abordar el tema, enunció la falta de recursos humanos y materiales: “Según datos del Atlas 2017 de la OMS, sólo el 1% de las fuerzas de trabajo de salud trabaja en salud mental y, de ellos, el 43% son enfermeras, 8% psiquiatras, 3% trabajadores sociales, 7% psicólogos. El 45% de la población vive en países en donde hay un psiquiatra cada 100 mil habitantes.
“El otro de los inconvenientes es el presupuesto limitado; a nivel global la media de lo que se dedica a salud mental del presupuesto de salud es del 2%. Como consecuencia de eso, existe una brecha de tratamiento mínimo efectivo para la salud mental (por ejemplo depresión, ansiedad y trastornos por uso de sustancias), sea en países de ingresos altos, que en países de ingresos bajos y medios, donde la brecha es mayor.
A modo de ejemplo, indicó que para la ansiedad, el porcentaje de atención en países de ingresos bajos es del 2% y en países de ingresos altos del 14%. “Aún en los países más desarrollados el porcentaje es bajo. En el caso de depresión, las cifras son del 4% y del 22%. Y en consumo de sustancias, del 1% en países de ingresos bajos y del 10% en los más ricos”.
“Los datos indican que las enfermedades contagiosas o de salud materno infantil han ido disminuyendo en países en vías de desarrollo, mientras que los problemas de salud mental han ido aumentando, y éstos, además, comienzan a edades muy tempranas”.
Dentro de las cifras que derivan en situaciones de salud mental, citó que “una de cada tres mujeres y niñas van a experimentar violencia en su vida; 2 billones de personas son afectados por la violencia en 35 países, 36,7 millones de personas están afectadas por HIV y un billón de personas está afectada por vivir en condiciones de pobreza”.
“Las personas con trastornos mentales severos se mueren entre 15 y 20 años antes que los que no tienen esos problemas. Pero mueren por enfermedades que podrían ser curadas, como hipertensión, diabetes. ¿Por qué una persona que está enferma mentalmente tiene, además, que estar penalizada? Si no tiene los medios económicos tiene riesgo de terminar en la calle, o institucionalizada. El enfoque centrado en la persona es un camino a recorrer”, indicó.

En 2013, 194 Estados miembros de la OMS decidieron que la salud mental es prioritaria y aprobaron el Plan Integral de Salud Mental 2013-2020. “Hay que recontextualizar la problemática, el mundo no ha respondido a la evidencia científica disponible. Hay disputas eternas que hacen que no se avance y la ciencia no ha tomado el tema tan en serio. Por ejemplo, se debería integrar la salud mental en otras disciplinas como HIV, tuberculosis, salud materno-infantil.

Especificó que la prevención del suicidio es uno de los aspectos pendientes y de mayor gravedad: “Aumenta la cantidad de casos, no se logran superar los tabús y es la primera causa de muerte en menores de 25 años. El suicidio se puede prevenir, hay que ver cómo se hace”, concluyó.

Kestel fue designada directora del Departamento de Salud Mental y Abuso de Sustancias de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en enero de 2019. Ese mes, se la reconoció como una de las mujeres que marcan agenda, en el acto por el Día de la Mujer desarrollado en la UNS.

La nueva carrera Tecnicatura Universitaria en Acompañante Terapéutico de la UNS tuvo 880 inscriptos y la primera actividad fue la charla brindada por Kestel en el Aula principal del Rectorado, en Bahía Blanca.

Marcelo C. Tedesco
prensa@uns.edu.ar
Karina Cuchereno
Dirección de Prensa y Ceremonial


Un síndrome que afecta a los docentes

Un síndrome que afecta a los docentes

Víctor Quiroga, doctor en Psicología de la Universidad Nacional de Rosario, desarrolla un proyecto en escuelas públicas con el objetivo de medir y evaluar la prevalencia del síndrome de burnout en docentes argentinos.

Picotear ya no será un problema para tu salud

Picotear ya no será un problema para tu salud

La Universidad participa de una investigación que te va a permitir picotear y sentirte satisfecho por más tiempo y sin culpas. Dirigida por Mariana Ugarte, nutricionista y magister en Tecnología de los Alimentos, este desarrollo es novedoso porque implica transferencia hacia la industria y trabaja en el diseño de un snack saludable que se va poder consumir sin impactos negativos en la salud.

Investigadoras crean una “Calculadora de riesgo de hipertensión arterial”

Investigadoras crean una “Calculadora de riesgo de hipertensión arterial”

La hipertensión arterial es uno de los factores de riesgo más importantes para el desarrollo de enfermedad coronaria, accidente cerebrovascular e insuficiencias cardíaca y renal. La prevalencia en el país alcanza al 38% de los adultos y sube al 70% en mayores de 65 años. Conocer su riesgo es fundamental para prevenirla.

Zebrafish: el único pez que no es ningún "pescado"

Zebrafish: el único pez que no es ningún "pescado"

Jimena Prieto explica cómo sus experimentos con este animal se utilizan para controlar la toxicidad de fármacos en diversas enfermedades.

Desarrollan un prototipo para filtrar en baja escala el arsénico del agua

Desarrollan un prototipo para filtrar en baja escala el arsénico del agua

El sistema diseñado en base a zeolitas naturales modificadas, un mineral que abunda en nuestro país, busca prevenir los problemas que trae aparejado el consumo en baja escala de agua contaminada naturalmente por arsénico. Se trata de una alternativa de bajo costo que utiliza materiales autóctonos.

Las mujeres, el trabajo y el tiempo

Las mujeres, el trabajo y el tiempo

Una investigación de la Facultad de Psicología analiza la relación que existe entre los distintos trabajos que realizan las mujeres y las repercusiones en su salud mental, considerando trabajo tanto al empleo rentado como a las tareas de cuidado de la familia y organización del hogar.

Canal de videos 103