Trastornos personales y sociales de pacientes alcohólicos

Universidad Nacional del Nordeste - Facultad de Medicina

13 de Agosto de 2012 | 3 ′ 54 ′′


Trastornos personales y sociales de pacientes alcohólicos


Un estudio de la Facultad de Medicina analizó los trastornos asociados al consumo de alcohol en pacientes con diagnóstico de alcoholismo internados en una comunidad terapéutica. Pérdida de vínculos familiares, violencia y problemas laborales, son algunas de las consecuencias. Además, se observó que muchos pacientes, pese a su tratamiento, no consideran al alcoholismo una enfermedad. En el estudio se afirma que se trata de un problema que requiere de un abordaje interdisciplinario.

“La investigación explora las consecuencias sociales, familiares y personales que causa el alcoholismo, así como las particularidades que hacen que una persona llegue a una situación límite frente al alcohol”, explicó a Argentina Investiga la doctora Lorena dos Santos, autora del proyecto, junto a las doctoras Mabel Valsecia y Elvira Verges.

En este estudio sobre los problemas personales y familiares que acarrea el consumo de alcohol, se trabajó con pacientes internados en la comunidad terapéutica del hospital de Salud Mental San Francisco de Asís. Son pacientes que se internan durante tres meses, luego de haberse desintoxicado y una vez superada la instancia crítica de adicción.

Lo llamativo del estudio es que la mayoría de los pacientes en recuperación reconocían el peligro del consumo de alcohol y un alto porcentaje, pese a los tratamientos a los que se somete, sigue sin considerar al alcoholismo como una enfermedad. “Esto baja las posibilidades de éxito del tratamiento”, explicó Dos Santos, respecto de que muchos pacientes piensan que el alcoholismo es un problema de conducta o gusto por la bebida y no una enfermedad.

Sobre otras observaciones, la investigadora indicó que el 47 por ciento de los pacientes tuvo problemas familiares graves a causa de su adicción, como violencia familiar y abandono de la pareja y los hijos. Mientras que un 53 por ciento tuvo problemas laborales de importancia, como suspensiones, ausencias prolongadas y pérdida del trabajo.

La gran mayoría empezó a beber muy joven, y cuenta con antecedentes de familiares directos con problemas con el alcohol. En general, se iniciaron en el consumo por recomendaciones de amigos y del círculo familiar. La mitad de los pacientes tiene información suficiente sobre las consecuencias del consumo del alcohol, y reconoce que cuenta con apoyo familiar para intentar superar el problema.

En general, el consumo excesivo de alcohol lo realizan estando solos o en compañía de amigos o familiares, pero no frente al grupo familiar directo (pareja e hijos). “El alcoholismo va más allá del bebedor y produce efectos sobre la familia, la pareja, el trabajo y las actividades sociales, lo cual enfatiza la necesidad de desarrollar acciones de prevención” explicó la autora del proyecto.

Señaló que el estudio permitió “enfocar” la mirada sobre los efectos del alcoholismo en la faz personal y familiar, como forma de reafirmar que se trata de un problema que escapa a lo médico y requiere un abordaje interdisciplinario, dada la complejidad de las consecuencias que trae.

Dos Santos señaló que el estudio forma parte de un proyecto de investigación más amplio sobre “Problemáticas adictivas y construcción social del consumo de sustancias en pacientes que concurren a centros asistenciales sanitarios de Corrientes”, en el cual se abordan distintos aspectos de las adicciones, desde los trastornos físicos, psíquicos, sociales y personales. Si bien el alcoholismo es un problema a escala mundial, existen particularidades a escala local que deben tenerse en cuenta en la definición de las políticas de prevención y atención de esta enfermedad. Por eso, es intención del grupo de investigación profundizar el estudio a fin de contar con información más precisa sobre la adicción.

Juan Monzón Gramajo
monzongramajo@hotmail.com
José Goretta
Departamento de Comunicación Institucional


El límite entre la salud y la adicción

El límite entre la salud y la adicción

El ejercicio físico es, tal vez, la actividad más saludable que puede realizar un ser humano. ¿Es posible que, de alguna forma, pueda llegar a perjudicarnos?

Adicciones y lactancia

Adicciones y lactancia

El consumo de sustancias adictivas representa un problema de destacada importancia en el área de salud pública y en la comunidad científica. En ese marco, se plantea el debate sobre si las mujeres que consumen drogas de abuso deben o no amamantar a su bebé. Sobre esto, un equipo de investigación de la UNSE analiza el impacto de las drogas trasmitidas a través de la leche materna.

Yo cuido mi cerebro

Yo cuido mi cerebro

"Yo cuido mi cerebro" es un proyecto que aborda la adicción a drogas desde un enfoque transversal, que va desde lo biológico hasta lo socio-cultural, con el objetivo de prevenir y educar para la salud en escuelas secundarias.

Cómo influye la exposición prenatal a las drogas en la adultez

Cómo influye la exposición prenatal a las drogas en la adultez

Un equipo de investigación analizó cómo la exposición a anfetamina durante la última etapa del desarrollo gestacional puede modificar, en la edad adulta, la respuesta al efecto estimulante de esta droga de manera sexo dependiente.

Los que perciben los riesgos para la salud fuman menos

Los que perciben los riesgos para la salud fuman menos

La probabilidad de fumar disminuye a medida que aumenta la conciencia del riesgo, comprobaron investigadores a partir de datos de la encuesta nacional de consumos de sustancias psicoactivas.

Mitos y violencia en parejas jóvenes

Mitos y violencia en parejas jóvenes

Vivir en un contexto de violencia durante la infancia, como víctima o testigo, es un factor predictivo de futuras relaciones conflictivas y asimetrías de género.

Canal de videos 103

Palabras Claves